Empresarios panameños han mostrado cierta resistencia a la implementación de una impresora fiscal
Contadores panameños dan su bendición a a2 Softway

 

Los profesionales del gremio de contadores de Panamá juegan un papel protagónico en la implementación de los equipos fiscales, ya que funcionan como entes de comunicación entre el gobierno y los comerciantes. Para ellos, el gobierno tiene todo el derecho de crear una ley para mejorar la recaudación fiscal, saben que el objetivo principal del estado es lograr que el contribuyente participe más en el pago de impuestos, porque existen muchos comercios informales que cumplen con sus obligaciones tributarias.

El objetivo a lograr, es controlar más la tributación a través de la implementación de los equipos fiscales. De eso se trata la ley que se aplicará de forma progresiva del 1ero de octubre hasta el 1ero de diciembre en la provincia de Panamá, informó Luis Cucalón, director General de Ingresos del Ministerio de Economía y Finanza (MEF).

 

Hay muchos sistemas administrativos en el mercado panameño que no se adaptan a las exigencias en materia fiscal de ese país. Los contadores consideran que a2 Softway representa una opción perfectamente adaptable a las necesidades de las empresas de Panamá.

 

Se aclaran las dudas

La licenciada Minta Ortiz, presidenta de la Asociación de Contadores Públicos Autorizados de Panamá, informó que se produjo una confusión en la población cuando la DGI estipuló que los equipos fiscales deben ser utilizados por aquellos contribuyentes que tienen caja registradora.

Muchos comerciantes no sabían si le correspondía o no usar el equipo, para aclarar la situación se han realizado muchas reuniones, que han contado con la presencia de organismos del Estado, gracias a esto han logrado aclarar dudas de los empresarios en cuanto a este tema, explicó Ortiz.

Los empresarios panameños han mostrado cierta resistencia a la implementación de una impresora fiscal y un software administrativo, para Néstor Paz ex Presidente del Congreso de Contadores Públicos (CCP), “Es una cuestión de percepción, y es normal que se genere una preocupación, la economía del país se puede dividir en dos aéreas, la capital, y los otros estados. La inversión está alrededor de 1000 o 2000 dólares. Para los pequeños y medianos empresarios no es una inversión a largo plazo, es un gasto, porque sus ingresos no superan los 36 mil dólares al año, entonces allí está la duda” comentó.

Por consiguiente, la posición de los contadores es seguir brindado el servicio a los empresarios y mantenerlos bien informados, porque quizás alguien puede mal interpretar la información que se ha dado a conocer hasta el momento. “Siempre nosotros tendremos que certificar la información, la ley lo que quiere es, saber el mínimo detalles y así poder controlar” expresó Paz.

Para el ex directivo del CCP, la evasión de impuestos es un enigma mundial “El problema de documentar una transacción es cuestión de educación, se tiene que enseñar a los comercios y a la gente, es una responsabilidad compartida. Hoy día con la declaración de renta todo es declarable, se le da suficiente información a la DGI, con el anexo 94, todo servicio prestado debe ir documentado, se tiene que cumplir con una serie de conceptos, y debe llevar cierta información importante. Estamos acostumbrados a andar ocupados corriendo, si fuéramos mas organizados y lleváramos nuestros registros no habría tanta resistencia a las maquinas fiscales” agregó.

Procesos automatizados


Los contadores lejos de percibir a la tecnología como un gasto, la consideran una inversión que les permite avanzar. La mayoría está consciente de que Panamá por ser un centro financiero internacional, atrae la atención de muchos empresarios que buscan expandirse en estas tierras. Con la implementación de las máquinas fiscales, la gran cantidad de sistemas administrativos que existen en esta nación centroamericana, tienen la posibilidad de conseguir un puesto en el creciente mercado.

Paz considera que “muchos de los productos administrativos que se manejan acá no cumplen con los sistemas de ley, las adaptaciones se manejan manualmente, conozco pocas empresas que se manejan con programas americanos, todo depende de quién es el administrador financiero de la empresa y qué domina. Antes de adquirir un producto, se tiene que preguntar donde dan el soporte, eso es muy importante y si para el cliente es funcional, el contador debe adaptarse al software” agregó.

Por otro lado, Ortiz, presidenta de la Asociación de Contadores Públicos Autorizados de Panamá, considera que a2 Softway representa la mejor opción administrativa “Lo conocí en un congreso el mes de mayo, me realizaron una capacitación express, pude ver paso a paso, y quedé satisfecha, ya que es fácil de manejar y lo considero amigable. Pude comprobar que el programa era aplicable a las necesidades de mi organización, a diferencia de otros que son famosos, tienen muchas opciones, pero no los utilizan al máximo, y lo más complicado es que no se pueden adaptar a las exigencias de la ley” detalló.

Para la licenciada, herramientas como a2 Softway representan una opción perfectamente aplicable a la realidad tributaria de su país.
“Con la herramienta venezolana a2 se puede ir ajustando los cambios necesarios como uno desee de manera organizada, además el precio es más bajo que otros y está en español” comentó.

a2 Softway tiene el respaldo del gremio de contadores de Panamá, han promocionado la herramienta y muchos asociados están interesados en conocer y distribuir el programa. Actualmente se está organizando una capacitación para que sus miembros se conviertan en agentes multiplicadores alrededor del país, son 400 asociados activos en la capital y alrededor de otras 1000 en el interior del país.

 

 

 

PUBLICIDAD

Yasnelis González:"Ofrecemos formación de calidad gracias a las tecnologías"

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD